Compartir es de piratas

Compartir con alguien una película, un e-Book o música que tu mismo has comprado puede ser considerado piratería si se aprueba el  anteproyecto de la nueva Ley de Propiedad Intelectual. Hasta hoy, compartir este tipo de materiales de manera privada era un acto totalmente dentro de la legalidad, siempre y cuando no existiera un fin lucrativo.

El Consejo de Ministros debate un anteproyecto de ley que cambiaría radicalmente la manera en la que estamos acostumbrados a compartir de manera privada películas, música o libros que adquirimos previa compra. El uso de estos materiales podría pasar a ser exclusivo del propietario, sin permitirse que él mismo pueda compartirlo con cualquier otra persona de manera privada mediante su grabación en otro dispositivo, como memoria USB, CD/DVD, disco duro, etc.

pirateriaPor tanto, comprar el último disco de tu grupo de música favorito y grabarlo más tarde en un CD para que tu hermano lo escuche en su coche te convertiría automáticamente en un pirata. Aunque todavía no se ha producido la aprobación, la llegada de una ley como ésta es para muchos una válvula de escape para el Gobierno, en su afán por disminuir las cantidades que periódicamente desembolsa a las gestoras de derechos por el canon digital. Y a esta cuestión se suman muchas preguntas acerca de cómo y qué medidas se tomarían para luchar contra este «nuevo tipo de piratería», pues resulta ridículo imaginar escenas de registro de los dispositivos de almacenamiento que llevamos siempre con nosotros.

En cualquier caso, la clase pirata podría aumentar enormemente en nuestro sociedad, de aprobarse la nueva ley.

 

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.